• Mica

Simjat Torá: Regocijándonos en la Torá

Vezot Haberajá > Devarim 33:1 – 34:12


"Descubre mis ojos y miraré las maravillas de Tu Torá.” (Salmos 119:18)

Simjat Torá es la última festividad antes de un nuevo comienzo del ciclo anual de estudio de Torá. Es denominado el día de Regocijo con la Torá, en donde concluimos nuestra lectura anual de parashot. La mitzvá más importante es estar feliz y deleitarse porque “La torá es la mejor sjorá (mercancía)”, es una delicia para nuestras almas. Simjat Torá es el festejo por el restablecimiento de nuestro pacto con la Torá, es recordar con alegría el “sí, acepto” de aquella vez cuando nos fue entregada.


En esta festividad leemos la parashá Vezot Haberajá, la cual contiene las últimas bendiciones de Moshé para cada tribu del pueblo judío y, finalmente, su muerte.

En el pasuk 4 leemos: Moshé nos ordenó a nosotros la Torá, que es un legado para la congregación de Iaakov.


Los sabios destacan la importancia de este pasuk ya que es el primero que se les enseña a los niños, juntamente con el Shemá, cuando comienzan a hablar, esto quiere decir que estamos ante un pasuk que contiene un principio de fe esencial para nuestro pueblo.

Por lo tanto, este pasuk contiene muchos aspectos a estudiar pero veremos aquí solo uno de todos ellos. En hebreo podemos leer la palabra מֽוֹרָשָׁ֖ה que puede ser interpretada como herencia pero es un poco más acertado traducirla como “legado” ¿cuál es la diferencia entre legado y herencia?


Una interpretación rabínica explica que “legado” hace alusión a algo que aun no me pertenece, pero cuando se dice herencia eso implica que ya está adquirido. La Torá como legado indica que hay que adquirirla, la sabiduría que ella contiene no la recibimos como herencia, de forma gratuita. La Torá pasa a ser parte nuestro cuando nos esforzamos por ella, a través del estudio y la práctica de guardar las mitzvot. Solo internalizándola la adquirimos verdaderamente.


Por lo tanto el principio fundamental de fe que contiene ese pasuk es lo que Hashem espera de cada uno de nosotros. En consecuencia, las primeras enseñanzas que el niño adquiere, cuando comienza a hablar, son: Que D’s existe y que es único (a través del Shemá) y que D’s espera de nosotros que amemos la Torá con nuestra mente y nuestro corazón, para guardarla y deleitarnos en ella todos los días de nuestras vidas ( a través de este pasuk, Devarim 33:4)


Ojalá que en este día tan especial podamos aumentar nuestro amor por la Torá, y deleitarnos con verdadero gozo en las maravillas que contiene. Que nuestro deseo para este nuevo ciclo de estudio sea el del salmista, descubrir las maravillas ocultas de la Torá.


Preguntas para debatir

1. ¿Qué significa “nos ordenó”?

2. ¿Por qué especifica “a nosotros”?

3. ¿Por qué dice que nos ordenó Moshé y no Hashem?


Para continuar profundizando en otros aspectos importantes de esta porción y ser parte del debate, te invitamos a nuestra clase de estudio semanal (Pardes) los lunes a las 20:00 h en nuestra comunidad .


52 vistas

© 2017 creado por ComunicacionesPyme.com
Proudly created with Wix.com

Tel: +54 (0351) 157883194

Email: kehilacordoba@gmail.com
 

Contactos

Bolivar 760. B° Guemes
Córdoba. Argentina